Qué es el lipofilling

La lipoestructura facial o lipofilling es un procedimiento quirúrgico mínimamente invasivo. Consiste en obtener y purificar la grasa del abdomen o los muslos para inyectarla en la cara. Así se consigue rellenar aquellas zonas en las que falta volumen de manera natural o por el paso del tiempo. Es una buena alternativa a los rellenos de ácido hialurónico, que cumplen una función parecida, pero que tienen un coste elevado y además precisan de sesiones de mantenimiento porque se reabsorben por completo pasado un tiempo.

Por qué se reabsorbe la grasa inyectada

Esta técnica supone el traslado de células vivas desde su ubicación habitual hacia el rostro. Pese a la utilización de maniobras delicadas, muchas de ellas sufren la falta temporal de oxígeno y no sobreviven. Si la técnica se realiza sin cuidado y sin conocimiento de la biología de este tejido los resultados suelen ser desalentadores, pues la reabsorción completa en poco tiempo es la norma. En los últimos años se ha avanzado notablemente en la comprensión del funcionamiento del tejido graso. Se ha demostrado que por cada célula adiposa existe otra «progenitora», que con el estímulo adecuado puede diferenciarse en un adipocito maduro. Son estas células las que a la larga condicionan el éxito de la intervención, y conservarlas es la mejor manera de asegurar un resultado consistente, natural y duradero.

En definitiva, la ciencia nos muestra el camino para usar la grasa como nuestro mejor aliado en rejuvenecimiento facial. 

Entonces, ¿se reabsorbe la grasa inyectada?

SÍ Y NO. Muchas de las células adiposas maduras se pierden en la primera semana tras la cirugía. No obstante, a lo largo de las semanas sucesivas las células progenitoras son estimuladas a convertirse en adipocitos y reemplazan a aquellas que no sobrevivieron. Por tanto, debemos ser pacientes y esperar unos meses para ver el resultado definitivo del tratamiento. Antes de la cirugía explicamos a nuestros pacientes las diferentes fases por las que pasa el rostro:

  • Primeras semanas: El resultado es siempre muy bueno, pero en gran medida debido a la inflamación propia de la inyección de la grasa.
  • 1-3 meses: La inflamación desaparece rápido, y dado que muchas células no han sobrevivido, da la impresión de que mucha grasa se ha reabsorbido.
  • A partir del 3er mes: Las células progenitoras conservadas utilizando técnicas delicadas empiezan a acumular grasa y a diferenciarse a adipocitos maduros. El resultado se hace evidente y es duradero, ya que estas células están completamente integradas en su nuevo hogar y se comportan como tejido graso natural.

De qué depende la reabsorción

Si has leído con atención, existen diversos métodos por los cuales podemos maximizar la cantidad de grasa inyectada que perdurará. En resumen son los siguientes:

  • Técnica de extracción: la extracción de grasa del abdomen o los muslos debe ser delicada. Para ello utilizamos cánulas de 2,4mm de diámetro y una presión de liposucción realmente baja, de 1-2cc únicamente.
  • Técnica de purificación: la grasa obtenida se purifica para eliminar impurezas, como restos de anestesia y pequeñas cantidades de sangre. Esto es crucial para saber cuánta grasa se inyecta, así como para minimizar la inflamación de la cara.
  • Técnica de inyección: La inyección de la grasa debe ser lo más delicada posible, y la grasa debe repartirse por cuántas más capas mejor para mejorar el aporte de oxígeno a las células. Usamos microcánulas de 0,7 a 1,2mm para garantizar un depósito homogéneo.

¿Se pone más grasa de la necesaria?

No siempre. En general solemos colocar un poco más de grasa de la necesaria, ya que pese a todas nuestras maniobras una pequeña parte se va a reabsorber. No obstante, algunas zonas delicadas, como alrededor de los ojos, no deben sobrecorregirse para evitar resultados poco naturales. Otras zonas, como los pómulos suelen aceptar bien una ligera sobrecorrección y no plantean este problema.

¿Puedo hacer algo para mejorar el resultado?

. En todas las cirugías o tratamientos, debes seguir las recomendaciones de tu cirujano. En este caso considero MUY IMPORTANTE no fumar. De hecho, es una de las pocas cirugías que desaconsejo totalmente en pacientes fumadores. En estos casos la microvascularización es precaria a causa del tabaco, y la reabsorción exagerada es la norma. Evitar esfuerzos físicos importantes y una dieta saludable y suficiente también son importantes para mejorar el resultado final.

El último consejo, y quizás el más importante: si te planteas un tratamiento de rejuvenecimiento facial ponte en buenas manos. En Beauty ONE Center somos especialistas en tratamientos médicos y quirúrgicos faciales, y trabajamos con nuestro mejor empeño y profesionalidad para que obtengas el mejor resultado con seguridad.

 

POSTS RELACIONADOS

mejor cirujano rinoplastia
Rinoplastia

¿Cuál es el mejor cirujano de rinoplastia en España?

El rostro es la parte más visible del cuerpo. Es la presentación de una persona, por lo que posee una importancia vital para la interacción …

es normal verse la nariz torcida después de una rinoplastia
Rinoplastia

¿Es normal verse la nariz torcida despues de una rinoplastia?

Si te has sometido a una rinoplastia recientemente, es probable que tardes un tiempo en aceptar tu nueva nariz y podrás pensar si es normal …

cuanto cuesta una rinoplastia en España
Rinoplastia

¿Cuanto cuesta una rinoplastia en España?

Los problemas estéticos en la nariz pueden convertirse con el paso del tiempo en una importante traba psicológica para muchas personas. Frente a esto, la …

TE LLAMAMOS
Si prefieres ponerte en contacto con nosotros,
nuestro teléfono es (+34) 689 56 1880.